Etiquetas

, , , , , , , , ,

Dicen que es la Santa Madre de la Ciencia. Y seguro que lo es. Pero yo carezco de ella, y a muchos de los que la tenían, en este país nuestro tan vapuleado  se les ha gastado, como el amor,  “de tanto usarla”.  Rajoy, el presidente fantasma, el que no habla, el que tantas veces parece que más que un presidente, es una entelequia, cuando por fin se comunica con nosotros, nos dice sobre todo dos cosas especialmente reseñables: Una que el Gobierno sabe lo que hace y otra que tengamos paciencia. Vayamos por partes. Si el Gobierno sabe lo que hace ¿no sería bueno que compartiera con los ciudadanos qué es exactamente lo que está haciendo y hacia dónde conduce?  Porque sí realmente las expectativas son tan terribles como se nos dijo tras el Consejo de Ministros ,si lo que se nos viene es más paro y más déficit ¿cómo vamos a pensar que lo que se está haciendo, se está haciendo bien? Que nos lo expliquen (si es que saben cómo hacerlo), que somos el pueblo, de donde emanan los poderes del Estado, según la Constitución, y no estamos en tiempo de Despotismo Ilustrado, de “Todo para el Pueblo, pero sin el Pueblo”; sobre todo, porque somos muchos los que dudamos de la Ilustración de nuestros posibles déspotas… Y dicho todo esto, continuemos analizando el mensaje de Rajoy. Nos pide paciencia: Pero, ¿esa paciencia que se nos demanda tiene horizonte? ¿Es una paciencia que tendrá como recompensa que todo mejore gracias, por ejemplo, a la desaparición de cargos públicos de libre designación (o lo que es lo mismo, a dedo), al desmantelamiento de las duplicidades administrativas de las autonomías o  la recaudación de la deuda de los equipos de fútbol?  ¿O es una paciencia infinita, de final inconcreto, que se nos pide sin darnos nada a cambio y que se parece demasiado a la resignación?

Lo siento pero creo que, a estas alturas, la famosa transparencia no tiene que ser sólo en las cuentas,  en las declaraciones (que también, Infanta incluida), sino también en la gestión. Porque la mala gestión nos ha traído hasta donde estamos y antes de que los gestores actuales se equivoquen como los anteriores queremos saber qué es lo que hacen y si queremos que lo hagan. Es decir queremos que nos den más información y que sólo entonces nos pidan más paciencia.

La Gaceta de Salamanca

Anuncios