Etiquetas

, , , , , , , , , ,

Fabio Diez Steinaker. Nutricionista, Dietista y Entrenador Personal (www.personalpro.es)

– ¿En qué medida influye el ejercicio físico en el control del sobrepeso?

– El ejercicio físico es fundamental para mantener un buen estado de salud, pero en lo que respecta al control de peso, diríamos que influye en un 25%.

– Si se hace dieta pero sin ejercicio ¿cuál es el resultado?

– Depende del tipo de dieta que se lleve a cabo, en esto el contenido proteico juega un papel fundamental (también hay un componente genético que influye en el resultado). Por ejemplo si se trata de una dieta hipocalórica muy pobre en proteínas, lo más probable es que genere mucha flacidez, por eso siempre se aconseja dieta + ejercicio para preservar la masa muscular y perder solamente grasa y liquidos que es lo que nos interesa.

– En todo caso, determinado tipo de ejercicio puede aumentar el peso ¿no?

– La masa muscular (a igual volumen) pesa más que la grasa, entre otras cosas, porque posee un porcentaje muy alto de agua. Cuando se comienza el gimnasio después de un tiempo de no realizar ninguna actividad, se produce una bajada del tejido graso y un aumento de masa muscular, dependiendo de la relación entre éstas, puede ocurrir que nuestro esfuerzo no se vea reflejado en la báscula pero casi seguro que se verá en el porcentaje de tejido graso. ësto es lo que desanima a mucha gente luego de un par de semanas de gimnasio al ver que no ha bajado nada. Una vez pasado este período de adaptación, el crecimiento muscular se estabiliza y comenzamos a ver los resultados en la báscula. Jugando con las cargas de trabajo y las repeticiones, podemos enfocar nuestros resultados a la tonificación, resistencia, musculación, etc.

– Sin embargo, ese aumento de peso, no sólo es saludable, sino que, visualmente resulta estético ¿no?

– El aumento de masa muscular, es totalmente saludable. Además, el tejido muscular consume más energía que el tejido graso, entonces el aumento de masa muscular produce un gasto energético mayor a la vez de resultar estético ya que modela nuestra figura. Aumentando la masa muscular, es la mejor forma y una de las pocas herramientas que tenemos para acelerar nuestro metabolismo.

– Una vez que se tiene aumento de peso ¿hay que empezar primero con una dieta, antes de incorporar el ejercicio físico?

– No necesariamente tiene que ser así, se puede comenzar las dos cosas a la vez pero prestando mucha atención al tipo de ejercicios que se realiza para no provocar ninguna lesión. En ésto es muy importante la figura del entrenador personal, que preparará una rutina adaptada a tus necesidades, objetivos y condición física.

– ¿Y en qué momento se debe incorporar ese ejercicio físico?

– El ejercicio físico moderado, tiene que estar presente siempre en nuestra rutina diaria, me refiero simplemente a caminar, subir escaleras, nadar…
El movimiento es vida, y aquel que no se mueve envejece más rápido. Siempre hablamos de ejercicio moderado entre 30 y 45 minutos. Si lo que se pretende es mejorar y modelar la figura, es necesario además de mover nuestro cuerpo, mover pesos para poder producir la adaptación muscular en la zona que nos interese mejorar.

– Y dependiendo del tipo de dieta, ¿así tendrá que ser el tipo de ejercio físico que se ellija?

– No, si el ejercicio es moderado es totalmente compatible con cualquier dieta que esté preparada por un profesional de la salud. Sólo en el caso de deportistas de alto nivel entrenando  a gran intensidad,  deberíamos ajustar esta intensidad en función de la dieta que estemos realizando y de los objetivos a conseguir.

– Y una vez en el peso adecuado, para mantenerlo ¿el ejercicio físico resulta fundamental?

– Sí, el ejercicio es fundamental para que nuestro cuerpo funcione correctamente y alcance el equilibrio, pero debemos tener en cuenta que si no hemos cambiado nuestros hábitos y volvemos a los mismos de antes de comenzar con la pauta dietética, volveremos a recuperar todo el peso perdido por más que estemos horas en el gimnasio.

La Razón

Anuncios